Comenzaron 15 y… ya hay mas de 6 mil firmas respaldando la iniciativa por la vida  

Anuncio-4

Es una realidad la muerte de mujeres por complicaciones en embarazo y parto

Karla Chávez Rivas

Más de 6 mil firmas que actualmente respaldan una iniciativa por la vida, comenzó con un movimiento de quince personas quienes preocupadas por el destino de las mujeres nicaragüenses, se dieron a la tarea de levantar su voz y sus acciones a favor de las niñas, jóvenes y mujeres quienes producto de una violación han resultado embarazadas y con riesgos de perder su vida.

Recientemente esta decisión que ya tiene un nombre: “Las queremos vivas”,presentó   una Iniciativa Ciudadana de Ley para Interrumpir el Embarazo por Razones de Salud lo cual tiene la finalidad de salvar vidas.

Está respaldada por un Comité Promotor integrado por un grupo diverso, con profesiones, saberes e historias distintas, unidos por un mismo interés: la salud y la vida de las mujeres nicaragüenses, quienes están motivando a que otros lo hagan a través de firmas digitales por medio de las redes sociales de Internet y de la página www.iniciativaquesalvavidas.org

Según el comité promotor, existe un vacío legal que pone en riesgo a todas las mujeres, a nuestras madres, hijas, esposas, compañeras y hermanas y que restringe, inhibe y hasta impide al personal médico interrumpir el embarazo en situaciones de riesgo para la vida y la salud de la mujer.

Este Comité está integrado por ciudadanos y ciudadanas autoconvocados, quienes a título individual y de forma voluntaria hemos aceptado sumarnos a la promoción de la Iniciativa Ciudadana Ley Especial, expresa la nota de prensa enviada aquí.

Entre otros, se encuentran Kathy Sevilla Zelaya, editora cinematográfica y de textos, Jaime Espinoza, Médico, Master en Sistema de Salud y consultor independiente en salud pública, Guillermo Cortés Dominguez, periodista, escritor y docente universitario, Mario Chamorro, comunicador social, defensor de derechos humanos con énfasis en niñez, adolescencia y juventud, Leslie Briceño, comunicadora social Representante legal del Comité y quien además fue víctima de la penalización del aborto terapéutico en el año 2010, con un embarazo ectópico que casi la lleva a la muerte por atención tardía.