NI LOS MUERTOS SE ESCAPAN A LOS DESASTRES

El siguiente reportaje fue tomado de INFOBAE y lo reproducimos porque es muy curioso que durante un derrumbe ninguna persona quedó herida y que al contrario, fueron los que estaban ya muertos, quienes sufrieron los daños ocasionados por el mismo deslizamiento y mas aún, fueron removidos de sus lugares del descanso eterno. Esto nos indica que ni siquiera en el lugar final de nuestro reposo, podemos asegurar una estabilidad definitiva. Aquí les dejamos la información completa.

23 de Febrero de 2021

El momento en que un cementerio se derrumba desde un acantilado y decenas de ataúdes van a parar al mar. Ocurrió en Liguria, Italia. Se estaban realizando obras para tratar de consolidar la endeble estructura cuando cedió el terreno rocoso

El momento del derrumbe en un video filmado por trabajadores del lugar

Una parte de un cementerio situado en un acantilado de la región italiana de Liguria (noroeste) se hundió a causa de un corrimiento de tierras, perdiendo decenas de féretros que acabaron en el mar, confirmó el lunes el cuerpo de bomberos.

Ninguna persona quedó herida en el derrumbe, según la misma fuente.

El cementerio se encuentra en un acantilado a lo largo de la carretera que desde Recco llega al pueblo de Camogli, a unos veinte kilómetros de Génova, y es uno de los más evocadores y conocidos de la Riviera.

El camposanto se vio afectado por un corrimiento de tierras que ha provocado el hundimiento de una de sus áreas con columbarios. De este modo los nichos se hundieron decenas de metros hasta las rocas de la orilla y numerosos ataúdes han acabado en el mar.

Bomberos, equipos de buzos y botes de la Guardia Costera acudieron al lugar para asegurar la zona y recuperar los féretros, que deberán identificarse.

Los encargados de dar la voz de alarma han sido los albañiles que estaban restaurando algunos panteones y que asistieron en directo al derrumbe de parte del cementerio, grabándolo con sus teléfonos móviles.

Los trabajadores narran en las grabaciones, difundidas por los medios locales, cómo el suelo empezó a vibrar y acto seguido ante sus propios ojos una parte del cementerio empezó a agrietarse y acabó hundiéndose hasta la playa.

El derrumbe habría sido causado por la erosión del acantilado debajo del área del cementerio, agravada con toda probabilidad por las violentas tormentas que han azotado a Liguria en los últimos años. De hecho, el episodio es una nueva muestra de la fragilidad del territorio de Liguria, una región afectada en los últimos años por inundaciones, deslizamientos y derrumbes cada vez más violentos.

Tino Revello, concejal de Obras Públicas de Camogli, explicó a ANSA que la zona llevaba un tiempo bajo observación y se estaban realizando obras para la consolidación del acantilado rocoso bajo el cementerio: “la zona también había sido acordonada porque en los últimos días se habían producido extraños crujidos”.

Sin embargo, el colapso no era previsible, según el alcalde de Camogli Francesco Olivari. “De un primer análisis se desprende que fue un colapso difícil de predecir y contener. En lo alto de este acantilado había una serie de hornacinas que se han caído”, explicó.

La Guardia Costera ha colocado barreras en el mar para contener los materiales que terminaron en el agua y aún no se recuperaron. El concejal de Obras Públicas dijo el lunes que “de momento se han encontrado 10 ataúdes en el agua y no hay otros ataúdes por recuperar”.

Este martes se realizará un sobrevuelo con drones para búsquedas más precisas y para organizar la recuperación de los cuerpos que han quedado atrapados en las rocas y en la tierra traída por el deslizamiento de tierra.El cementerio de Camogli es uno de los más apreciados del lugar por la zona en la que se encuentra, en la pintoresca “riviera” italiana frente al mar Ligure.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *